miércoles, agosto 23, 2006

Paseo 52: La pequeña vendedora de prosa de Daniel Pennac; Barcelona: Mondadori,
2000



Daniel Pennac, seudónimo de Daniel Pennacchioni, escritor francés muy conocido. Ha escrito libros para niños y ensayos, entre ellos el delicioso y célebre Como una novela en el que enumera los derechos del lector.
Como novelista destaca la saga malausseniana que gira en torno a Benjamín Malaussène y su peculiar familia. Estas novelas se sitúan en la frontera entre lo policiaco y lo burlesco. Los títulos de esta saga son: La felicidad de los ogros (1985), El hada carabina (1987), La pequeña vendedora de prosa (1989), El señor Malaussène (1995), Los frutos de la pasión (1999), todas ellas situadas en el barrio parisino de Belleville, barrio multirracial de París donde vive el autor. Estas novelas pueden leerse por separado. En cada una hay juego, humor, argumentos descabellados que tocan casi lo surrealista.

La pequeña vendedora de prosa es la única de la saga que he leído. Me he reído mucho. Es una de esas novelas en las que pasan cosas, llena de anécdotas, crímenes, investigaciones, sospechosos... con diálogos directos y ritmo rápido, estructura policial, trama lineal, sin complicaciones, un lenguaje coloquial con tendencia al uso de la jerga callejera y argumentos casi absurdos mezclados con grandes dosis de humor. Es una de esas novelas que enganchan, que uno no puede dejar sin concluir y en la que el lector se deja seducir por una galería de personajes extraños y estrambóticos que te hacen pasar un buen rato y que te sorprenden a cada momento, desde el mismo Benjamín Malaussène, pasando por la tribu, su familia (Clara, Thérèse, el Pequeño, el perro Julius, Louna, el viejo Thian, Verdún, Hadouch, Amar y Yasmina, Jérémy), Julie, la reina Zabo, el misterioso J.L.B, el ministro Chabotte, Clarence, Loussa, Berthold.,y tantos otros... cada uno con unas peculiaridades dignas de descubrir. No deja de ser original el punto de vista adoptado, esa voz llena de humor, que se muestra en un juego constante con el lector y al que hace cómplice en cada momento con sus reflexiones y disparates, pero sólo una advertencia:no saques conclusiones, cualquier previsión será un error en el desenlace. Como en toda novela policiaca el asesino será el que menos te esperes. ¿Acertarás? Prueba y lo sabrás.




Etiquetas:

16 Comments:

Blogger Clarice Baricco said...

No lo he leído, así que he apuntado tu recomendación y como ya empieza la FIL en la ciudad, lo buscaré.

Un abrazo

jueves, 24 agosto, 2006  
Blogger solodelibros said...

Sólo he leído "Como una novela", pero te confieso que sus libros de ficción nunca me han atraído mucho, aun a pesar de tu comentario.

jueves, 24 agosto, 2006  
Anonymous elbucaro said...

Leí "Como una novela" y me pareció un libro delicioso, no así una novela que leí posteriormente del mismo autor y me costó terminarlo. Saludillos.

jueves, 24 agosto, 2006  
Blogger Zuriñe Vázquez said...

Pues ya consigue el objetivo de la novela policiaca: sorprender, parece divertida.

viernes, 25 agosto, 2006  
Blogger Magda said...

Solo leí Comi una novela y me pareció agradable aunque no me motivó mucho a seguir leyendo a su autor. Creo que tengo que leer más de él, lo haré con esta novela que reseñas.

sábado, 26 agosto, 2006  
Blogger manuel said...

¿El asesino ya no es el mayordomo?

Volveré a leer policiacas


Saludos

martes, 29 agosto, 2006  
Blogger Santino said...

Había oído hablar de Como una novela, pero no llamaba mucho mi atención por algunos fragmentos que había leído. Veo que tal vez me formé una idea equivocada de este libro. Este que propones también parece que es muy entretenido.

martes, 29 agosto, 2006  
Anonymous El lector a la sombra said...

Sólo he leído de este autor Como una novela, y me gustó. Pero recuerdo ahora otro título de otro autor que leí en su día y que parece tener una curiosa relación con la que recomiendas:La tienda de palabras, de Jesús Marchamalo, edit. Siruela. Es una curiosa novela que a los chicos de 13/14 años les puede gustar. Un saludo.

sábado, 02 septiembre, 2006  
Blogger Magda said...

A mi también me gustó mucho La pequeña vendedora de prosa, además de su contenido, me sirvió mucho porque la lei en momentos un tanto tristes y me resultó una experiencia catártica.

Me encantó tu reseña.

miércoles, 06 septiembre, 2006  
Anonymous Magda said...

Ah, se me pasó decirte lo principal: gracias a tu reseña la compré y la leí (ya son dos las que leo del autor).

miércoles, 06 septiembre, 2006  
Blogger Gatito viejo said...

Un saludo a todos y gracias una vez más por vuestros comentarios e incluso recomendaciones (Gracias, Lector). Leer y comentar en vuestra compañía es todavía más gratificante, de todas todas.

Magda, espero que ya esos momentos tristes hayan pasado. Te mando un abrazo.

miércoles, 06 septiembre, 2006  
Anonymous Magda said...

Gracias por tus buenos deseos. La verdad es que no, todavía no pueden pasar. Hay que dar más tiempo al tiempo...

También un abrazo para ti y nuevamente gracias.

sábado, 09 septiembre, 2006  
Blogger angel said...

Cada agradecible reseña que haces es una provocación a la lectura, de narrativa principlamente, desde un ángulo objetivo. Un gusto pasar por tu espacio con la frecuencia que lo hago.


Saludos....

sábado, 09 septiembre, 2006  
Blogger Gatito viejo said...

Magda, es verdad, el tiempo lo cura todo, incluso lo que más duele. Al menos uno aprende a vivir con ello o sin ello. Sea lo que sea, espero que lo lleves lo mejor que puedas. Tiempo al tiempo. El libro es un buen refugio. De nuevo un abrazo.

Ángel, gracias. Un abrazo también para ti. Me alegra mucho contar con tu presencia.

sábado, 09 septiembre, 2006  
Blogger Rain said...

Gatito, me ha interesado lo que cuentas sobre el humor de Daniel Pennac. Sobretodo ello :)
Ah, si hubiera en la red, para descargar este libro. Tengo en mi lista, varios libros por leer y el factor dinero se interpone:)
paciencia y música, decía, para ir leyendo poco a poco.

lunes, 11 septiembre, 2006  
Blogger Gatito viejo said...

Vir&, no sé si podrás bajarlo de internet. Puedes intentarlo buscando en algún buscador. De todas formas no hace falta que lo compres, en cualquier biblioteca pública lo puede haber. Yo uso bastante las bibliotecas, es un buen medio al alcance de todos. Pennac es un autor muy conocido, seguro que lo encuentras. Uno no puede comprar todo lo que lee, es cierto. Un abrazo y espero que lo puedas leer. Te gustará.

lunes, 11 septiembre, 2006  

Publicar un comentario

<< Home